Queremos respuestas de Conapesca

Noticia - 19 septiembre, 2017
Por Griselda Montejano* México es un país con riquezas naturales como pocos en el mundo. Tenemos desiertos, bosques, zonas montañosas, lagos, y los mares más hermosos. México es un país con gente alegre, con gran sentido humanitario, juntos luchamos por mejorar y ante situaciones adversas nos unimos para salir adelante.

Hoy la vaquita marina, tan mexicana como nosotros, necesita ayuda porque su especie está desprotegida por el descuido y negligencia de autoridades como la  Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), Sí, esa que, en teoría, también debería cuidarla.

¿Por qué es importante protegerla? Porque es única, de todo el planeta sólo vive en México, es habitante de nuestros mares; porque es irremplazable, porque forma parte de un ecosistema que funciona a la perfección, porque al igual que todos los seres vivos tiene derecho a vivir, porque ya es tiempo de que cada habitante de este país levante la voz y exija que quienes nos representan respeten nuestras riquezas naturales, nuestros derechos y protejan a nuestra vaquita marina.

Con tristeza y decepción he visto que aún con el esfuerzo de muchos no se ha logrado detener la inminente extinción de un mamífero marino inocente y tímido. Hoy estamos decididos a frenar esta irresponsabilidad, estamos firmes y convencidos de que, pacíficamente y con la unión de todo un país, se hará justicia por nuestra muy mexicana e internacionalmente conocida vaquita marina, porque no queremos que la negligencia gubernamental vuelva a amenazar a ninguna especie más. Ya somos casi 17 mil personas en todo el país que nos hemos sumado a esta demanda http://act.gp/2w2vIRV.

Igual que muchos mexicanos, estoy decepcionada de la ineficiencia de nuestro gobierno actual porque no ha actuado ni ha escuchado nuestras peticiones para detener la extinción de la vaquita marina. ¿Los funcionarios están realmente comprometidos con sus puestos?

Es momento de que Mario Aguilar, titular de Conapesca, dé la cara frente a la sociedad por su actitud irresponsable frente a la protección de la vaquita marina, defraudando la confianza de miles de mexicanos y fallando a un país entero. ¿Puede dormir tranquilamente por las noches? ¿Qué dirá a sus hijos o nietos cuando le cuestionen sobre por qué obstaculiza las medidas para rescatar a la vaquita marina o por qué ignoró a miles de personas que le pidieron hacer su trabajo?

Queremos respuestas señor Aguilar. Atenta y respetuosamente, una mexicana que aún confía en que podemos cambiar mentes y actuar para tener un mundo mejor.

 

*Griselda Montejano es odontóloga y voluntaria de Greenpeace México en Zacapu, Michoacán

Más información en:  http://act.gp/2w2vIRV

Facebook: Greenpeace México

Twitter:@greenpeacemx

Categorías