Greenpeace lanza un desafío global para fomentar las energías renovables

Agregar un comentario
Noticia - 16 septiembre, 2013
Buenos Aires, 16 de septiembre de 2013.- Greenpeace convoca a emprendedores, ingenieros, diseñadores y estudiantes a crear una bomba de riego que se adapte específicamente a las necesidades del pequeño agricultor de India.

Greenpeace busca generar un cambio radical en la agricultura en India.

 

Durante 10 semanas, hasta el 15 de noviembre, los participantes trabajarán en conjunto a través de la plataforma web de innovación abierta y, con la ayuda de un jurado de expertos, intentarán generar una revolución energética en riego. Los mejores diseños se repartirán el premio de 30 mil euros para financiar el proyecto.

Varias universidades de Argentina, de diversos países de Latinoamérica y del mundo brindaron su apoyo y ofrecieron la difusión entre su alumnado y el cuerpo docente.

“Este desafío es una buena manera para que Greenpeace sume a su tarea de defensa del medio ambiente, una parte muy importante que es la innovación, el tratar de encontrar soluciones a los desafíos de producir y consumir energía de un modo sustentable. Nuestro objetivo es incentivar un cambio que revolucione la producción, que marque tendencia y que genere nuevas tecnologías”, dijo Martín Prieto, Director Ejecutivo de Greenpeace Argentina.

“El interés que generó el desafío en India es tremendo. Los campesinos realmente están en una situación difícil y buscando alternativas. Saben que la energía solar es el futuro y si entre todos les damos opciones que puedan pagar, estarán mucho más entusiasmados. Contar con el apoyo de las Universidades técnicas es muy importante”, comentó Ingo Boltz, Gerente Global de Innovación de Greenpeace.

Greenpeace busca generar un cambio radical en la agricultura en India y avanzar en soluciones de energías renovables descentralizadas, que contribuyan con la reducción de emisiones de CO2 en el mundo y con la lucha contra el cambio climático.

India es una de las mayores economías emergentes y uno de los mayores emisores de CO2 del mundo. Los pequeños agricultores - quienes están al margen de la red energética - utilizan bombas alimentadas con diésel para regar sus cultivos. Las emisiones de los motores aceleran el calentamiento global y el cambio climático genera inundaciones y sequías. Una solución para este dilema económico y ambiental podrían ser las bombas con energía limpia renovable, en particular aquellas con carga solar.

Para más información entrá en www.greenpeacechallenge.org

No se encontraron comentarios Agregar un comentario

Publicar un comentario 

Para publicar un comentario es necesario estar registrado.