La deforestación es la principal causa de las inundaciones en Chaco

Agregar un comentario
Noticia - 30 mayo, 2008
Mientras el oeste y sudoeste de la provincia del Chaco sufre la sequía, vastas zonas del Impenetrable se encuentran anegadas por el agua. Greenpeace denunció que las actuales inundaciones son consecuencia directa del irracional proceso de destrucción al que se encuentran sometidos los últimos bosques nativos argentinos.

Greenpeace denunció que las actuales inundaciones son consecuencia directa del irracional proceso de destrucción al que se encuentran sometidos los últimos bosques nativos argentinos.

Hoy las inundaciones y la sequía golpean al mismo tiempo a la provincia de Chaco, donde más de 12 mil personas fueron evacuadas en las localidades de El Sauzalito, El Pintado y Fuerte Esperanza, y se encuentran completamente aisladas, debido a la crecida del río Bermejito.

Es la primera vez que el río Bermejito crece tanto: experimentó un aumento de casi 4 metros y sacó al cien por ciento de la población de la vera del río, que tuvo que irse hacia los lugares más altos. Defensa Civil advirtió que es probable que se registre un nuevo pico de crecidas en los próximos días como consecuencia de las recientes lluvias.

"Las actuales inundaciones en el Impenetrable fueron causadas por la combinación del aumento del régimen de lluvias, producto del fenómeno de La Niña, y la alta deforestación en el Chaco Salteño", afirmó Ramón Vargas, licenciado en Geología y especialista en Recursos Hídricos.

El Parque Chaqueño es la región forestal más afectada por los desmontes: allí se produce cerca del 70% de la deforestación anual de todo el país, y su región semiárida se encuentra al borde de la pérdida total de sus bosques.

Santiago del Estero, Chaco y Salta son las provincias que la última década alcanzaron los niveles más altos de deforestación. Solamente en Salta, durante el período 1998-2006 desaparecieron 609.323 hectáreas de bosques nativos. (1)

"La gran cantidad de desmontes para producir soja que se realizaron en los últimos años en la provincia de Salta en la zona cercana a Las Lajitas son la principal causa de estas inundaciones, ya que generaron crecidas en la cuenca de los ríos Dorado y Del Valle, que conforman los Bañados del Quirquincho y encauzan en el río Bermejito. Así, el río Bermejito, que no tiene afluentes en la provincia del Chaco, aumentó fuertemente su caudal, anegando vastas zonas de la provincia. Lo que se vio agravado por las lluvias locales en el área chaqueña del Impenetrable y el río Bermejito", afirmó Vargas.

Por su parte, Carlos Leoni, secretario de la organización Amigos por Naturaleza, aseguró que "estas son algunas de las consecuencias del talado de la cobertura boscosa, que frecuentemente se inicia a lo largo de los paleocauces para terminar ocupando todo el espacio. La eliminación de la cobertura arbórea favorece la remoción eólica, que se hace tanto más intensa cuanto mayor es el talado, los incendios y la roturación del suelo lábil, como los de esta región. Los procesos de voladura y decapitación de suelos son bastante comunes cuando falta la protección vegetal original y la acción eólica retira la parte superior. Los especialistas venían alertando sobre los riesgos hídricos que podrían suceder si a esto se sumaba el efecto de "La Niña", pero nadie los escuchó."

La sanción de la Ley de Bosques le puso un freno a la deforestación ya que suspendió la emisión de nuevos permisos de desmonte hasta tanto cada provincia realice, de manera participativa, un Ordenamiento Territorial de sus bosques nativos. Dada la situación de emergencia en la que se encuentra nuestro país, Greenpeace reclamó a los gobiernos provinciales que los mismos no otorguen nuevas zonas para ser desmontadas.

"Los bosques juegan un papel fundamental en la regulación climática, el mantenimiento de las fuentes y caudales de agua y la conservación de los suelos. Son nuestra esponja natural y paraguas protector. Son nuestro patrimonio natural más importante, pero también el más amenazado y depredado por la mano del hombre: nuestro país ya perdió el 70% de sus bosques nativos originales, por lo que no estamos en condiciones de desmontar ni una hectárea más", señaló Hernán Giardini, coordinador de la campaña de Bosques de Greenpeace Argentina.

A nivel global, la deforestación resulta un aporte significativo al cambio climático, ya que es responsable de cerca del 20% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero, lo que representa una proporción mayor a la causada por las emisiones de todo el sector mundial de transportes.

"Una de las formas más rápidas de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero que provocan el cambio climático es frenando de manera urgente la deforestación", afirmó Giardini.

Pero mientras la crecida del Bermejito ocasiona el aislamiento de una amplia región, una enorme parte de la provincia, en el sector oeste y sudoeste, fue declarada en "emergencia hídrica", por la incesante sequía en el Impenetrable chaqueño. 

Los pobladores más antiguos dicen que no se registra una sequía de este tipo desde hace más de treinta años, y la misma ya afectó cerca de 200.000 hectáreas producidas con soja, que significan más del 25% de la superficie total implantada.

La gente deambula en los poblados en busca de agua, que escasea debido a que no llueve desde hace por lo menos tres meses y a que las napas han bajado tanto que hay que realizar perforaciones muy profundas para obtenerla.

 

No se encontraron comentarios Agregar un comentario

Publicar un comentario 

Para publicar un comentario es necesario estar registrado.