Greenpeace se enfrenta en Valparaíso al segundo mayor Super arrastrero del mundo

Comenta
Prensa - 30 agosto, 2013
Valparaíso, 30 de agosto de 2013; Con el mensaje “Fuera Super arrastrero” esta mañana activistas de Greenpeace se enfrentaron al gigante pesquero Margiris, embarcación que cuenta con una capacidad de pesca de 9.500 TRG, 14 veces más que la media de los pesqueros que tiene Chile pescando el Jurel y que hoy cuenta con plena autorización de nuestro país para entrar y abastecerse, condición que hasta este año se realizaba en los puertos peruanos y que según la organización ambientalista “ esta embarcación ha diezmado la población de jurel del Pacífico Sur”.

Tres botes zodiac con activistas de Greenpeace salieron desde Caleta Portales hasta el encuentro del Super arrastrero donde desplegaron lienzos y subieron al ancla de la embarcación para exigir su expulsión.

“Resulta indignante que el Estado chileno subsidie estos barcos que arrasan con los recursos marinos, permitiendo su ingreso en aguas territoriales para abastecerse. Los pescadores chilenos han hecho muchos esfuerzos para recuperar el Jurel. Permitir la entrada al país de estos depredadores del mar va en contra de cualquier esfuerzo por recuperar los recursos", dijo Samuel Leiva, Coordinador de Campaña de Greenpeace.

Más de 13 Jumbo Jets caben en la red de arrastre del Margiris, embarcación de bandera lituana y dueños holandeses que recorre aguas internacionales arrastrando los recursos marinos en las últimas zonas pesqueras que aún quedan. Mide 142.8m de largo y es capaz de procesar más de 275 toneladas de pescado al día. Su capacidad de pesca es 14 veces más que la media de todos los pesqueros que tiene Chile.

“El Margiris ha contribuido a la sobrepesca de las aguas europeas, colapsó la pesca en el Pacífico Sur, y devastó a las comunidades pesqueras en África occidental. Después de ser expulsado de Australia, ha vuelto al Pacífico Sur para continuar menoscabando sin piedad las poblaciones de peces que ya se encuentran en un estado precario, poniendo en riesgo todo lo avanzado por Chile en disminución de cuota de pesca para cuidar los recursos marinos”, explica Leiva.

Este Super arrastrero prácticamente no tiene competencia, ya que sus faenas son subsidiadas por la Comunidad Europea y ha recorrido el mundo entero sobreexplotando los recursos marinos. “Venimos persiguiendo al Margiris en las costas africanas y australianas movilizando a los pescadores locales para exigir que se prohíba su ingreso. A raíz de dicha prohibición este gigante ha volcado sus faenas de pesca en el pacifico sur, y especialmente al último vestigio de Jurel, del que la industria Chilena ha tenido que sufrir la reducción del 75% de la cuota de pesca” explican el campañista de Greenpeace.

Solicitamos de la manera más enérgica al Gobierno de Chile que prohíba el ingreso de estos mega barcos arrastreros que están depredando de forma irresponsable los recursos del mar, estamos seguros que si el Margiris se queda sin lugares donde abastecerse, lograremos que sea insostenible para ellos seguir arrasando los recursos marinos”, concluye Samuel Leiva.

No permitas que esta depredación siga ocurriendo. Ayúdanos a seguir adelante, haz click aquí

Temas
Aún no hay comentarios Agregar un comentario

¿Quieres dejar un comentario? 

Para publicar un comentario necesitas estar registrado.