Este sitio usa cookies. Si continúas navegando estás aceptando su utilización. Más información

El Rainbow Warrior III

 Una leyenda india dio origen al nombre del que fuera buque insignia de la organización: un antiguo pesquero adquirido por Greenpeace en 1978 y bautizado con el nombre de Rainbow Warrior (Guerrero del Arco Iris) 


Origen:
Llegará un tiempo en que los pájaros caerán del cielo, los animales de los bosques morirán, el mar se ennegrecerá y los ríos correrán envenenados. En ese tiempo, hombres de todas las razas y pueblos se unirán como guerreros del arco iris para luchar contra la destrucción de la tierra.

Historia:
Esta leyenda de los indios dio origen al nombre del que fuera buque insignia de la organización: un antiguo pesquero adquirido por Greenpeace en 1978 y bautizado con el nombre de Rainbow Warrior (Guerrero del Arco Iris). Tras el hundimiento del Rainbow Warrior I en Mururoa, este nuevo guerrero del arcoiris se diseñó con el objetivo de minimizar al máximo su impacto sobre el medio ambiente. Así, su posibilidad de navegar a vela y su dotación de paneles solares permite un importante ahorro de combustible.

 

Nuevo Rainbow Warrior III

Acaba de nacer un nuevo Rainbow Warrior. Es el tercer barco de Greenpeace que lleva este nombre y es un homenaje a los dos barcos anteriores que han surcado los mares como un “Guerrero del arcoíris” y que han escrito los grandes hitos de la historia de la organización. Es el primer barco de la flota de Greenpeace diseñado y construido específicamente para la organización. No es solo uno de los barcos más ecológicos jamás construidos, también es el sueño de cualquier campaña. Ahora luchará con Greenpeace por un futuro más verde y pacífico. Su construcción ha sido posible gracias la aportación de miles de personas en todo el mundo.

Tras 22 incansables años en primera línea de batalla, el segundo Rainbow Warrior ha dicho adiós a su vida con Greenpeace el 16 de agosto de 2011, día en el que fue donado a la ONG  Friendship que lo ha rebautizado con el nombre de Rongdhonu.

El tercer Rainbow Warrior ha iniciado su viaje el 14 de octubre de 2011 y está preparado para recoger el testigo de los anteriores guerreros de arcoíris. El nuevo Rainbow Warrior es tan rápido como la mayoría de los buques industriales, con lanchas neumáticas que pueden estar en el agua en cuestión de minutos, incluso con olas de 3,5 metros de altura. Su helipuerto permite que podamos observar el mundo desde el cielo, lo que nos hará posible encontrar barcos faenando ilegalmente o cargamentos de madera ilegal.

El nuevo barco debía ser todo lo ecológico posible, por lo que Greenpeace trabajó con ingenieros altamente cualificados. Utiliza principalmente la fuerza del viento para navegar. El mástil en A de 55 m de alto permite unas velas más grandes que un mástil convencional del mismo tamaño. Esta es la primera vez que se instala este diseño en un barco del tamaño del Rainbow Warrior.
La forja de un guerrero

La construcción del barco fue un reto para todos aquellos involucrados. Los expertos no solo tenían que construir un barco de alta tecnología, también tenían que satisfacer los más altos requisitos medioambientales. El trabajo del casco se inició en el astillero de Gdansk, Polonia, en el verano de 2010. Más tarde se transportaron 340 toneladas de acero al astillero Fassmer, cerca de Bremen, Alemania, para equipar el barco. Aquí el color marrón oxidado del barco dio paso a uno más apropiado – el verde Greenpeace. La paloma de la paz y los llamativos colores del arcoíris transformaron el barco en el nuevo Rainbow Warrior. 

Especificaciones técnicas.

Puerto de matricula:
Ámsterdam, Países Bajos.
Tipo de buque:
Velero motorizado con cubierta para aterrizaje de helicóptero.
Clase:
Germanischer Lloyd, Notaciones incluye el Pasaporte Verde.
Eslora total:
57,92 m.
Bao (máx.):
11,30 m.
Calado (máx.):
5,15 m.
Calado aéreo:
50,15 m.
Tonelaje bruto:
838.
Peso:
838 toneladas.
Aparejo:
2 mástiles en A con 5 velas.
Longitud del mástil:
más de 50 m.
Superficie total de las velas:
1.290 m2.
Velocidad a vela:
15 nudos.
Autonomía:
4.500 nm.
Plazas:
32 personas.

El nuevo Rainbow Warrior es un barco único y nuestra gran esperanza para el futuro de la lucha medioambiental.