Este sitio usa cookies. Si continúas navegando estás aceptando su utilización. Más información

Greenpeace lleva un barco de pesca al Ministerio para pedir a Cañete que no hunda el futuro de los pescadores sostenibles

¡ACCIÓN! ¡ACCIÓN!¡ACCIÓN!¡ACCIÓN!¡ACCIÓN!¡ACCIÓN!¡ACCIÓN!

Reportaje - mayo 21, 2013
El ministro español ha bloqueado todos los intentos para lograr un acuerdo pesquero europeo que garantice el futuro de los océanos y los pescadores

 
Activistas de Greenpeace han llevado esta mañana un barco de pesca artesanal a las puertas del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente para denunciar que el ministro Arias Cañete no quiere escuchar a los pescadores sostenibles al tiempo que en Europa bloquea todos los esfuerzos de otros países y del Parlamento Europeo para alcanzar una reforma de la Política Pesquera Común justa con la biodiversidad de los océanos y los pescadores.

Dos semanas después de que Greenepeace llevara su denuncia al Congreso por la política de Costas de Cañete, activistas de la organización ecologista han situado una embarcación real de pesca artesanal de 7 metros de eslora frente al Ministerio. Varios activistas se han encadenado a las ruedas del remolque en el que viajaba el barco mientras que otro grupo ha desplegado una pancarta de la fachada del edificio ministerial en la que se podía leer “Cañete, no hundas la pesca”. También portaban otras pancartas con el mensaje “#pescaSOStenible es el futuro”.

“Cañete no quiere hablar con los pescadores sostenibles, no conoce este sector ni quiere escuchar sus problemas, por lo que le hemos traído un barco real para que sepa que dentro de él está el futuro de miles de familias que dependen de que defienda en Bruselas una política pesquera que tenga en el corazón a la pesca sostenible”, ha declarado Celia Ojeda, responsable de Océanos de Greenpeace

Con esta acción de denuncia pacífica Greenpeace pretende que Arias Cañete cambie su actitud y defienda la pesca sostenible como alternativa a la sobreexplotación de los océanos, en un momento en el que el Europarlamento revisa la última propuesta del Consejo de Ministros de Pesca para la nueva Política Pesquera Común (PPC) (1). Esta propuesta es un texto muy poco ambicioso que deja la puerta abierta para continuar con la sobreexplotación pesquera y la esquilmación de los océanos, y que debilita mucho la propuesta aprobada en febrero por el Parlamento Europeo. Todos los participantes en las negociaciones señalan que, una vez más, el papel de Arias Cañete consistió en frenar todos los intentos de lograr un acuerdo que fuera beneficioso para los océanos y para el futuro de la pesca sostenible.

Cabe destacar que desde marzo Greenpeace está llevando a cabo una campaña de apoyo a la pesca sostenible con el barco Arctic Sunrise, que en las últimas dos semanas ha pasado por diferentes puertos españoles, donde decenas de pescadores han debatido sobre sus problemas y el futuro del sector. Es de reseñar que, a diferencia de los otros países por los que ha pasado el barco, ni el señor ministro ni nadie de su Ministerio ha tenido a bien acercarse a escuchar a los pescadores.

La propuesta del Consejo no define acuerdos vinculantes para reducir la sobrecapacidad pesquera ni fija una fecha ambiciosa para recuperar las poblaciones de peces, además, tampoco recoge un compromiso para acabar con los descartes. “Entre estos detalles, los ministros, encabezados por Cañete, se olvidaron de la pesca sostenible, un sector que, además de ser beneficioso para el medio ambiente, es más justo socialmente y más viable en lo económico, además, representa una alternativa con futuro al sistema actual de gestión de las pesquerías”, ha añadido Ojeda. “La pesca sostenible tiene mucho que decir y debe ser consultada a la hora de gestionar las pesquerías”.

Durante todo el proceso de reforma de la PPC, Greenpeace ha instado al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente a apoyar la pesca artesanal y sostenible y solo se ha encontrado con el silencio, un silencio que se ha agravado desde que Cañete llegó al Ministerio. El sistema de gestión pesquera vigente en los últimos 15 años, y que Cañete sigue defendiendo, ha generado la perdida de más de 50.000 empleos en el sector pesquero (2) y la sobreexplotación de los stocks (3).

“Si no hacemos nada por evitarlo, Cañete será recordado por los libros de historia como el ministro que acabo con la pesca. Los océanos nos pertenecen a todos, y todos tenemos derecho a demandar que se gestionen de manera sostenible para que haya recursos hoy y para las generaciones futuras”, ha concluido Ojeda.

Notas:

(1) comunicado de prensa del pasado 15 de mayo

(2) Informe “Empelo a bordo”:
Resumen del informe “Empleo a bordo”:

(3) La sobreexplotación se produce cuando la explotación pesquera ha excedido la capacidad de aportación que tiene dicho recurso (población de peces) bajo cualquier criterio considerado racional y sostenible. Un 48% de las poblaciones evaluaciones en el Atlántico y el 80% del Mediterráneo  están sobreexplotadas. Comisión Europea (2012).

Categorías