Gran acierto del Senado de la República el pedir la comparecencia de Juan Rafael Elivira Quesada, secretario de Medio ambiente y recursos naturales, por los permisos otorgados al megaproyecto turístico de Cabo Cortés.

Lo anterior responde a la creación de un grupo plural de trabajo conformado por senadores integrantes de las comisiones de medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca y Recursos Hidráulicos. La primera tarea de los legisladores fue mandar a citar al secretario de medio ambiente.

Cabo Pulmo

Greenpeace celebra esta iniciativa de los senadores y solicita que también se mande a comparecer al subsecretario de gestión para la protección ambiental, Mauricio Limón Aguirre y al exdirector de impacto y riesgo ambiental, Enrique González, ya que fueron ellos quienes analizaron y firmaron la autorización en materia de impacto ambiental otorgada a Cabo Cortés.

Ambos funcionarios  fueron denunciados por Greenpeace ante la Secretaría de la Función Pública (SFP). El Senado solicitó a dicha dependencia los resultados de las investigaciones sobre las autorizaciones emitidas por la Semarnat para que, en su caso, sancione a los servidores públicos responsables de la emisión de autorizaciones que contravengan la legislación ambiental.

En Greenpeace creemos que algunas de las preguntas que se deberían hacer son:

  • ¿Por qué la Semarnat trabaja en implementar ordenamientos ecológicos y después los viola al otorgar autorizaciones como las de Cabo Cortés?
  • ¿Por qué Mauricio Limón no firma la autorización?
  • ¿Por qué aprueban el proyecto de Cabo Cortés si no tiene la información suficiente para determinar que no habrá daño al arrecife de Cabo Pulmo?
  • ¿Por qué acuerdan con Cabo Cortés una salida pública en “lo oscurito”?
  • ¿Por qué ponen en riesgo la reserva marina más productiva de México y el mejor ejemplo de conservación marina?
  • ¿Por qué se empeñan en defender la legalidad del proceso y no los recursos naturales?

El Senado también pide a los Magistrados del Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa, atender un recurso de revisión con relación a las Autorizaciones de Impacto Ambiental otorgadas a Cabo Cortés.

Esta petición del Senado se suma a la de las organizaciones de la sociedad civil, académicos, líderes de opinión, medios de comunicación nacionales e internacionales. ¿Qué más prueba quiere el secretario Elvira de que su decisión fue equivocada y que nadie está a favor de Cabo Cortés y sí por la conservación de Cabo Pulmo?

Alejandro Olivera, coordinador de Océanos y costas