Por un futuro sin agua tóxica

8 Comentarios
Noticia - 22 marzo, 2013
Beijing, 22 de marzo, 2013 – El Día Internacional del Agua debe convertirse en una fecha para celebrar y no para lamentarnos de las condiciones en las que actualmente se encuentra el vital líquido. Con el apoyo y valentía de miles de personas que se han sumado a las campañas de Greenpeace, como Detox, el futuro tiene una esperanza.

“Hoy nos acordamos de aquellos que están sufriendo por la contaminación industrial del agua y celebramos la valentía, pasión y la persistencia de las personas en todo el mundo, quienes trabajan incansablemente para crear un mañana sin tóxicos,” aseveró Tianjie Ma, directora de la campaña de Tóxicos de Greenpeace en Asia Oriental.

“Justo el mes pasado el Gobierno chino reconoció por primera vez la existencia de ‘pueblos de cáncer’ relacionados con la contaminación química, y manifestó su deseo de dirigirse a la contaminación tóxica del agua de un modo abierto y transparente,” añadió Ma.

Se denominan "pueblos del cáncer" a aquellas poblaciones en las que hay una tasa muy alta de tumores. En febrero, el Ministerio de Ambiente chino reconoció que “materias químicas tóxicas y nocivas provocaron numerosas situaciones de emergencia en el agua, la atmósfera y algunos lugares cuentan con 'pueblos del cáncer'".

“La industria también tiene un papel esencial para crear un futuro sin tóxicos y, como uno de los mayores contribuyentes de la contaminación tóxica, la industria textil tiene que hacerse responsable por el asunto así como trabajar para abogar por las soluciones.”

Desde su lanzamiento en julio de 2011, la campaña Detox (Moda sin Tóxicos) impulsada por la gente ha logrado convencer a 17 marcas internacionales, incluso Zara, Levi´s y Victoria´s Secret para comprometerse a eliminar todos los tóxicos de su cadena de producción.

En México,

“Juntos continuaremos exhibiendo a esas grandes marcas de moda y nos aseguraremos que cumplan con sus promesas públicas hasta que el Día Mundial del Agua se convierta en algo que celebrar en vez de lamentar,” añadió Ma.

La campaña Detox (Moda sin Tóxicos) de Greenpeace exige a las marcas de moda que se comprometan a no liberar algún químico peligroso con un plazo máximo hasta el año 2020 y requiere que sus proveedores muestren todos los químicos tóxicos que han liberado desde sus instalaciones hacia comunidades viviendo en el área de contaminación del agua.

 

Categorías