Rusia impide a Greenpeace entrar en aguas árticas; sofoca las críticas a la industria petrolera

Boletín de prensa - 21 agosto, 2013
• Plantea prohibición serias dudas sobre posible colusión entre autoridades y petroleras ��� Busca Arctic Sunrise exhibir a petroleras que quieren perforar el Ártico ruso

Mar de Barents– El Gobierno ruso negó la autorización para que el rompehielos de Greenpeace Arctic Sunrise pudiera entrar a la cada vez más ocupada Vía Marítima del Norte (NSR, por sus siglas en inglés), pese a que cuenta con todas las certificaciones necesarias para navegar en la zona.

Greenpeace Internacional asegura que se trata de una medida que busca evitar que la organización exhiba públicamente las actividades de la paraestatal rusa Rosfnet. Varios buques han sido contratados por Rosfnet y su socio estadounidense ExxonMobil, quienes están realizando pruebas sísmicas y trabajo geológico en el Mar de Kara con miras a prepararse para extraer crudo en aguas del Ártico.

“Este es un velado intento para sofocar una protesta pacífica y evitar la atención internacional en esta exploración por petróleo que realiza Rusia en el Ártico. El Arctic Sunrise es un rompehielos perfectamente equipado y con una larga experiencia operando en este tipo de condiciones, a diferencia de las petroleras que aquí están tomando riesgos sin precedentes en un área donde habitan osos polares, ballenas, y demás fauna ártica”, aseguro Christy Ferguson, responsable de la campaña del Ártico de Greenpeace, quien se encuentra a bordo del Arctic Sunrise.

“La decisión de impedirnos entrar al mar de Kara es completamente injustificada y plantea serias dudas sobre el nivel de colusión que hay entre las autoridades rusas y las compañías petroleras. Cerca de cuatro millones de personas están detrás de nuestra campaña y todas ellas quieren saber qué es lo que Rusia y sus socios occidentales intentan esconder en el Ártico”, añadió.

Greenpeace Internacional ingresó tres detalladas solicitudes para poder entrar a la Vía Marítima del Norte, en las que claramente manifestó su intención de realizar una pacífica y legal protesta. Todas las solicitudes fueron rechazadas. (1) La más reciente solicitud fue rechazada bajo el argumento de que la información entregada relacionada a la resistencia del barco al hielo fue insuficiente. Luego de este patrón está claro que la administración de la NSR nunca tuvo interés en permitir el acceso de Greenpeace al área.

Este rechazo es una violación a la ley internacional, incluyendo el derecho a la libertad de navegación (2).

Ninguno de los seis buques de exploración que trabajan para Rosfnet y ExxonMobil en el área tiene una clasificación de hielo tan alta como la del Árctic Sunrise. Más de 400 buques han obtenido el permiso para navegar en la Vía Marítima Norte este año, muchos de ellos con una clasificación más baja que la que tiene el Arctic Sunrise, el cual es un rompehielos (3).

Greenpeace Internacional escribió al jefe de la Administración de la Vía Marítima Norte con una solicitud urgente para revertir esta injustificada decisión. Como el Arctic Sunrise es un buque con bandera holandesa, una copia de esa carta fue enviada también al Ministerio de Asuntos Exteriores e Infraestructura holandés.

El Arctic Sunrise se encuentra en una expedición de un mes en el Ártico para exhibir y protestar contra la exploración petrolera como parte de una campaña global que ya ha sumado a más de 3.5 millones de personas mediante el sitio www.savethearctic.org.

Información adicional

Comunicado de la organización independiente Det Norske Veritas (DNV) acerca de la clasificación en la que se encuentra el Arctic Sunrise:

http://www.greenpeace.org/international/Global/international/briefings/climate/2013/DNV-classification-letter.pdf

Carta de Greenpeace Internacional para el jefe de la Administración de la Vía Marítima Norte:

http://www.greenpeace.org/international/Global/international/briefings/climate/2013/2013-08-19-Letter-to-Northern-Sea-Route-Administration.pdf

Notas

Las primeras dos solicitudes fueron rechazadas con los argumentos de que no estaba claro el nivel de resistencia al hielo del buque pese a la certificación del DNV, una organización internacionalmente reconocida.

http://www.greenpeace.org/international/Global/international/briefings/climate/2013/DNV-POLAR-10-notation.pdf

La tercera aplicación fue rechazada con el argumento de falta de información acerca de la amplitud de la banda de hielo del buque. http://www.nsra.ru/files/zayavka/20130816160704отказ%20арктик.pdf.

La decisión para impedir la entrada del Arctic Sunrise  en el mar de Kara es contraria a las obligaciones rusas en el marco del Artículo 58 de la Convención de Leyes Marítimas para permitir a buques extranjeros la libre navegación en las zonas económicas exclusivas, y sus obligaciones bajo los Artículos 10 y 11 de la Convención Europea de Derechos Humanos.

3Una revisión de los más de 400 permisos que otorgados durante 2013 para ingresar a la Vía Marítima Norte. http://www.nsra.ru/en/razresheniya/.

Contacto de Prensa:

En México:

Miguel Soto, coordinador de prensa. Teléfono 56879595 Ext. 103 y celular 0445514853578