Es imprescindible frenar la pérdida de los últimos bosques nativos

Agregar un comentario
Noticia - 3 abril, 2008
Greenpeace presentó en Salta un informe que documenta la crítica situación en la que se encuentran los recursos forestales a nivel global y en nuestro país, y señaló que la evidencia científica no deja dudas de la necesidad de frenar la destrucción de los bosques nativos.

Es imprescindible frenar la pérdida de los últimos bosques nativos.

En el inicio del proceso de Ordenamiento Territorial de Bosques Nativos de la provincia de Salta, presentamos el informe "Emergencia Forestal. Debemos frenar la destrucción de los últimos bosques nativos", que evidencia que la pérdida de bosques en Argentina se acentúa cada vez más por la expansión descontrolada de la actividad agropecuaria.

"La deforestación constituye una de las mayores amenazas para el equilibrio ecológico de todo el planeta, y está generando procesos de deterioro irreversibles para muchos ecosistemas, con graves efectos para gran parte de la población mundial", señaló María Eugenia Testa, miembro de la Unidad Política de Greenpeace Argentina.

En nuestro país la mayor aceleración de los desmontes se registra en la provincia de Salta donde, según datos de la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación, la desaparición de masa boscosa durante estos últimos cuatro años alcanzó las 414.934 hectáreas, más del doble que en el período 1998-2002.

Durante el año pasado, mientras el Congreso Nacional trataba la Ley de Presupuestos Mínimos de Protección Ambiental de los Bosques Nativos, la provincia convocó a audiencias públicas para autorizar desmontes por más de 400.000 hectáreas, quintuplicando los autorizados durante 2006 y superando ampliamente al promedio de deforestación anual de todo el país.

"La suspensión de los permisos otorgados en 2007 resulta imprescindible, ya que en su conjunto van a generar un fuerte impacto ambiental y social", afirmó Testa.

Asimismo, señalamos que es imprescindible el estricto cumplimiento de la moratoria a los desmontes mientras se realizan los procesos de Ordenamiento Territorial de Bosques Nativos y que los mismos sean aprobados por las legislaturas provinciales. También pedimos que los procesos del ordenamiento se realicen de manera participativa, involucrando a los sectores académicos, productivos, sociales, ambientales, y a las comunidades campesinas e indígenas que los habitan y utilizan.

Dada la emergencia forestal en la que se encuentra Argentina, es de vital importancia detener completamente la destrucción de nuestros últimos bosques nativos. Nuestra propuesta para la zonificación que deberá resultar de los Ordenamientos Territoriales de Bosques Nativos es que no impliquen nuevos desmontes. "Las áreas de color verde, según lo define la ley, deberán ser cero", explicó Eugenia Testa.

Según las conclusiones del Grupo de Trabajo III del Cuarto Informe de Evaluación del IPCC (2007), las actividades de mitigación relacionadas con los bosques tienen el potencial de reducir en gran medida las emisiones y aumentar la absorción de CO2 a muy bajo costo. Aproximadamente el 65% del total del potencial de mitigación de más bajo costo se encuentra en los trópicos, y se podría lograr en torno al 50% mediante la reducción de las emisiones deteniendo la deforestación.

 La deforestación representa cerca del 20% de las emisiones de GEI y evitarla es una de las opciones más baratas y de rápida respuesta para mitigación del cambio climático. "Evitar la deforestación debe ser tarea prioritaria en los próximos dos años si queremos evitar una catástrofe climática" concluyó Testa.

  • Emergencia Forestal. Debemos frenar la destrucción de nuestros bosques nativos

No se encontraron comentarios Agregar un comentario

Publicar un comentario 

Para publicar un comentario es necesario estar registrado.