Greenpeace calificó el proyecto nuclear del gobierno como "una opción riesgosa y obsoleta”

Agregar un comentario
Noticia - 12 mayo, 2009
Greenpeace alertó acerca del nuevo proyecto del Gobierno Nacional que procura extender la vida útil de la central atómica de Embalse y avanzar con la construcción de una cuarta central nuclear. Y calificó al proyecto como “irracional” desde el punto de vista económico y un “despropósito energético”.

Acción de Greenpeace en 2004 para denunciar los riesgos de Atucha II. Hoy, el proyecto de ley del Ejecutivo prevé subsidiar la construcción de una nueva central nuclear.

Hoy será tratado en la Comisión de Energía y Combustibles de la Cámara de Diputados de la Nación un proyecto de ley enviado por el Poder Ejecutivo Nacional por el cual se prevé un régimen especial de subsidios para promover el diseño, construcción, adquisición de bienes y servicios, montaje, puesta en marcha, recepción, operación y mantenimiento de una cuarta central de uno o dos módulos de energía nuclear a construirse y el reacondicionamiento para la extensión de vida de la Central Nuclear Embalse.(1)

"El Gobierno Nacional presenta este proyecto mintiendo acerca de un supuesto resurgimiento de la energía nuclear y sobre sus bondades para mitigar el cambio climático" expresó Juan Carlos Villalonga, Director de Campañas de Greenpeace Argentina. "No existe tal resurgimiento y éste es el modo más caro e ineficiente para reducir emisiones de gases que afectan el clima. Este anuncio es simplemente propaganda falsa del lobby nuclear y muestra una total falta de visión por parte del Gobierno Nacional en materia energética".

Los ambientalistas explicaron que la nucleoelectricidad es un "fiasco" económico que necesita subsidios permanentes. "Es una industria que con más de 50 años aún no puede desarrollar un solo proyecto sin contar con inmensos subsidios del estado", explicó Villalonga. "Recordemos que todos los argentinos estamos pagando 1,5 millones de dólares diarios para terminar Atucha II, un monumento al despilfarro y que será la planta nuclear más cara del planeta, sólo para que la Comisión Nacional de Energía Atómica se mantenga ocupada en algo".

Según la organización es un escándalo que mientras no existe ningún tipo de apoyo a las energías renovables, como es el caso de la energía eólica, la fuente energética más dinámica a nivel mundial, se destinen interminables subsidios para alentar industrias energéticas sucias y peligrosas. La energía eólica ha crecido en los últimos diez años a un ritmo del 28% anual (y es la que más rápido crece) en tanto la energía nuclear se ha mantenido estancada desde hace décadas.

El proyecto presentado por el Gobierno Nacional lleva las firmas del Ministro de Economía y Finanzas, Carlos R. Fernández, el Ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, Arq. Julio De Vido y la del Jefe de Gabinete de Ministros, Sergio Massa. En reunión conjunta entre las Comisiones de Energía y Combustibles, Presupuesto y Hacienda se intentará hoy sacar despacho favorable al proyecto.  

La denominada cuarta central nuclear se trataría de Atucha III a ser emplazada en la localidad de Zárate. "El potencial argentino en materia de energías limpias, seguras y renovables es inmenso, y las inversiones son significativamente menores a las necesarias para seguir aumentando el riesgo nuclear en la Argentina", concluyó Villalonga.

Por último, la organización ambientalista señaló que sería conveniente que los candidatos para las próximas elecciones legislativas definan sus prioridades en materia energética y si votarán este proyecto nuclear del Gobierno Nacional.

Nota

(1) 0006-PE-09 (TP 13) Mensaje Nro. 0185 y proyecto de ley del 17 de marzo de 2009

No se encontraron comentarios Agregar un comentario

Publicar un comentario 

Para publicar un comentario es necesario estar registrado.