La Rebelión Marina

Rebelión Marina es el nombre que le dimos a nuestra campaña de Pesca, que busca vincular el criterio científico en las decisiones sobre cuánto y cómo se pesca en Chile. Para más información puedes visitar www.rebelionmarina.cl

 

Desde que Greenpeace comenzó su campaña para consolidar de manera vinculante el criterio científico en la determinación de las cuotas de pesca en julio del 2010, más actores se han ido sumando de manera paulatina a este nuevo criterio.

A la reunión fijada por el Ministerio de Economía para el próximo miércoles 2 de noviembre (respetando el compromiso asumido con Greenpeace en la reunión del 30 de septiembre pasado) donde se comenzará la discusión de la propuesta del Gobierno para hacer vinculante el criterio científico en la cuota, y que deberá plasmarse en el nuevo proyecto de ley que reemplazará el actual régimen de administración pesquera, se suman ya varios empresarios pesqueros, pescadores artesanales, científicos y el propio Gobierno.

El 7 de Octubre, Greenpeace emplazó a las cuatro principales organizaciones gremiales y empresas de pescadores industriales, ASIPES, SONAPESCA, FIPES y CORPESCA, a entregar públicamente su posición sobre la idea de hacer vinculante la determinación de las cuotas de pesca a través de las recomendaciones científicas. De todas ellas, las dos últimas se mostraron positivas a discutir una nueva forma de asegurar la sustentabilidad pesquera a partir del respeto de los conocimientos y recomendaciones científicas. Sin embargo los dos primero aún permanecen en silencio.

Carlos Vial presidente de FIPES, quién se comunicó vía mail directamente con Greenpeace, comparte que la determinación de las cuotas de captura debe fundarse en estudios técnicos desarrollados científicamente. Sin embargo se mostró preocupado acerca de las condiciones de una posible implementación donde se deberá asegurar la idoneidad de quienes desarrollan los estudios, la metodologías empleadas y la revisión de los estudios por contrapartes, el financiamiento, la transparencia y que las cuotas no deban ser presionadas por la autoridad de turno y que todo esto, debe fundarse en un amplio consenso.

Por otro lado, y respondiendo a la misma consulta desde Greenpeace, mediante una carta el Gerente General de CORPESCA, Francisco Mujica, señaló que “es indudable que la información científica es fundamental para el cuidado de los recursos y es por ello que la empresa promueve y contribuye activamente a la obtención de mayor conocimiento científico sobre las especies hidrobiológicas, en estrecha colaboración con diversos organismos de investigación vinculados a la autoridad pesquera, a universidades y a centros internacionales” y que "CORPESCA S.A comparte plenamente el concepto de que el eje central de la regulación pesquera debe ser la sustentabilidad de los recursos hidrobiológicos”.

Así mismo, la Presidenta de la Confederación de Pescadores Artesanales de Chile, Zoila Bustamante, en una declaración en su sitio oficial el 5 de octubre de este año, señalÓ que “pescadores artesanales e industriales han discutido sobre la conservación de los recursos pesqueros, conscientes que en el pasado se establecieron cuotas globales por sobre lo permitido, que explican la sobreexplotación de varias pesquerías nacionales y que obliga a un nuevo diseño para el establecimiento de las cuotas globales en que la opinión científica prevalezca a otros intereses que pongan en riesgo la pesquería.”

Por su lado, el representante del mundo científico en el Consejo Nacional de Pesca, el biólogo Marino de la Universidad de Concepción y vicepresidente de la Sociedad Chilena de Ciencias del Mar, Eduardo Tarifeño en declaraciones al diario electrónico El Mostrador, dijo que “la única alternativa para tratar de salvar lo que queda de los recursos es que la opinión científica sea vinculante” a la hora de decidir las cuotas pesqueras.

Y últimamente el propio Ministro de Economía, Pablo Longueira, señaló en una nota al diario La Tercera que, “Si no cambiamos los incentivos, obviamente tendremos cinco años más con los actuales niveles de cuota. Lo que hacemos es tomar decisiones científicas y menos politizadas que nos permitan recuperar las pesquerías", y agrego que "No vamos a renunciar a presentar la mejor ley para que garanticemos la sustentabilidad de los recursos y la recuperación de las pesquerías".

Todas estas declaraciones nos dejan bastante optimistas para el trabajo que sigue. Nos dan a entender que lo que estamos exigiendo tiene mucho sentido, y todos los sectores deben llegar a un espacio común: necesitamos cambiar el criterio desde una mirada comercial y de corto plazo, que ha sobreexplotado nuestros recursos. Debemos mirar hacia un criterio que asegure la sustentabilidad de la pesca, y la única forma, es que la ciencia determine las cuotas de pesca.

La Rebelión Marina te está esperando.

 

Esta es nuestra campaña de pesca, y estamos avanzando a paso seguro. Aún queda mucho que hacer y vamos a necesitar de toda la ayuda posible. Parte de ello es que te unas hoy mismo a nuestra Rebelión. Te vamos a mantener informado acerca de las acciones que estamos haciendo, pero también, te vamos a avisar cuando necesitemos hacer presión ciudadana. Cuando sea el momento, tienes que estar ahí. Únete hoy mismo en este enlace.