Hoy queremos hablarte sobre las tortugas marinas. ¿Por qué? Porque la contaminación de los océanos y la pesca destructiva las está matando. Si usas o usaste alguna vez una bolsa de plástico, eres parte del problema. Lee la nota y entérate más.

1- Estos maravillosos animales son habitantes antiguos de nuestro planeta, se cree que ya estaban aquí en el período Jurásico.

 2- Respiran en la superficie pero pueden permanecer hasta 1 hora debajo del agua, sin respirar (en el caso de la  Dermochelys coriacea)

3- Lloran pero no de tristeza: tienen una glándula ubicada cerca de sus ojos que expulsa el exceso de sal que almacenan en el océano.

4- El único comportamiento maternal de las hembras es armar el nido para los huevos y cubrirlos con arena. Luego de esto jamás regresan a cuidar a sus crías. Las primeras tortugas que salen de los huevos ayudan al resto a salir.

5- El sexo de una tortuga marina depende de la temperatura de su nido: si es más cálida serán hembras, si es más fría, machos.

 6- Pueden vivir hasta 70 u 80 años y comienzan a reproducirse entre los 15 a 20 años. La madurez sexual no depende de la edad sino del tamaño.

 7- Pueden hacer que su metabolismo funcione de manera más lenta para pasar varios meses sin comer en caso de que sea necesario.

8- El estado de conservación de la tortuga Carey y la tortuga Lora es crítico. Los científicos afirmaron su total extinción en unas décadas si no actuamos pronto.

9- ¿Y qué tiene que ver mi bolsa de plástico? Muchas especies de tortugas marinas se alimentan de medusas y éstas se parecen a las bolsas de plástico que flotan en el mar. Las tortugas se confunden, se comen las bolsas y mueren. Para terminar con esta situación evita utilizar bolsas de plástico ya que la mayoría termina en los océanos. Reemplázalas por bolsas de tela o de papel.

 

¡Tú ves la diferencia, las tortugas no!

¿Qué te pareció la nota? ¿Qué dato agregarías?

Te puede interesar: ESTA ES LA HISTORIA QUE ESCONDE TU BOTELLA DE PLÁSTICO.