Greenpeace denuncia que las mineras operan en los páramos a pesar de la prohibición de la Corte

Noticia - 12 mayo, 2016
Bogotá, 12 de mayo de 2016.- En un relevamiento realizado esta semana en el páramo de Pisba, Greenpeace corroboró el incumplimiento de la sentencia de la Corte de febrero último y denunció que se están ejecutando actividades extractivas de carbón ilegalmente.

Lo más preocupante es que las autoridades encargadas de hacer cumplir  la sentencia, como las CAR y el Ministerio de Ambiente, están omitiendo sus competencias al permitir que sigan funcionando las mineras y que aquellas empresas que ya no operan en el páramo hayan dejado pasivos ambientales irreversibles que destruyen la biodiversidad de estos ecosistemas estratégicos.” Señaló Silvia Gómez, coordinadora de Greenpeace en Colombia.

La organización documentó la existencia del funcionamiento ilegal de minería y también los daños en el ambiente, como la muerte de frailejones por aguas ácidas de bocaminas, deslizamientos de tierra por la construcción de túneles y contaminación inminente de fuentes hídricas que nacen en el páramo.

La sentencia de la Corte dispuso la prohibición de minería con el objetivo de proteger los páramos de Colombia. Sin embargo en la visita al páramo de Pisba, Greenpeace comprobó que se siguen destruyendo estos ecosistemas, fuente del 70 por ciento del agua que consumen los colombianos.

En la actualidad la Corporación Autónoma de Boyacá CORPOBOYACA, reconoció que aún existen setenta licencias ambientales vigentes en el páramo de Pisba.

La comunidad celebró que la Corte se haya pronunciado sobre este tema con tanta claridad pero ahora teme que las autoridades regionales no cumplan con sus responsabilidades de ejecutar las decisiones del alto tribunal” explicó Gómez “Es obligación de estas entidades hacer cumplir las disposiciones de la sentencia. La minería en zona de páramos está prohibida y todas las empresas deben salir inmediatamente y reparar los pasivos ambientales que dejaron”. 


Etiquetas