Want to do more?
Involúcrate ×

Por Luz María Le Dantec, Coordinadora de Loyalty

La sororidad entre mujeres es esencial en la humanidad con el fin de crear juntas un futuro que valga la pena ser vivido para todas y todos. El patriarcado ha convertido a la naturaleza y al cuerpo de la mujer en terrenos de explotación y eso nos ha llevado a este nivel de devastación socioambiental.

El ecofeminismo surge como respuesta y reacción, al revelar y cuestionar este vínculo de subordinación y violencia, abriendo un espacio a la esperanza al invitarnos a construir relaciones más justas y amorosas entre todos los seres vivos.

Es momento de empujar juntas y reemplazar la voluntad de dominio y conquista por la de colaboración y comunidad. El primer paso es reconocer que dependemos de la naturaleza para sobrevivir, que somos seres ecodependientes. 

Es por eso que decidimos unirnos a @palabra.significativa y diseñar una instancia de creación entre socias y trabajadoras de Greenpeace en torno a las palabras, el arte, la reflexión y la sororidad para conmemorar esta fecha tan significativa en la que quisimos dejar en claro que, aun desde nuestras casas, no pararemos de insistir en que la alerta extractivista es causa feminista.

Es así como nació “Juntas cultivando Palabras” donde junto a nuestra directora ejecutiva de Greenpeace Chile, Argentina y Colombia, Natalia Machain, y alrededor de 100 mujeres, pudimos disfrutar, emocionarnos y comprobar que al darle palabras a lo que sentimos conversamos de forma más profunda, lo que nos acerca al autoconocimiento y la autocompasión. Además de reconectarnos con nuestras convicciones y generar una comunicación más sana con el mundo que nos rodea.

Si te lo perdiste, descarga el material que preparamos con mucho amor para nuestras socias donde podrás hacerte una idea de lo que fue este encuentro, y aprender nuevas palabras significativas.