Un domingo distinto

by Guest Blogger

July 28, 2005

Parecia un domingo “normal”, si se lo puede llamar asi a un domingo a

bordo del rompehielos Arctic Sunrise, navegando por las costas de

Groenlandia y empezando a ver hielo flotando por todas partes despues de

un par de dias navegando a mar abierto. Se comenzaba a recortar la costa

montagnosa en el horizonte, y desde la visual del barco, el hielo se

cerraba bastante en la entrada al fiordo que era nuestro proximo destino.

Estamos recorriendo hace poco menos de un mes la costa este de

Groenlandia, llevando a unos cientificos que miden la velocidad de

desplazamiento de los glaciares. Instalan unas antenas satelitales,

quedando registrado el desplazamiento en ese lapso.

Yo estaba, como decia, domingo a la tardecita tomando mate y

mirando informacion tecnica del barco, en esta computadora sin “enies” y

sin acentos, cuando se me acerca Phil el contramaestre y con su casi

indescifrable acento neocelandes me anuncia: – Fraade, ngfngfrdfdging

haauuunn jaalicaapta. –

Por un momento pense que lo que queria era ayuda para hacer algo en

el helicoptero, “Tweety” como lo han bautizado hace agnos. Pero no, era

mi dia de suerte y me iba a acompagnar a Hughie el piloto escoces, para

ver desde arriba bien alto, por donde era mas facil pasar la barrera de

hielo a la que nos aproximabamos.

Creo que tarde 3 segundos y medio en subirme al bicharraco, lleno de

expectativas por ver y sentir como seria eso. A los pocos minutos

despegamos de cubierta lentamente hacia arriba, luego de cola un poquito

hacia atras….y todo a adelanteee !!!…tan inclinados que me parecia

inexorablemente destinado a masticar el parabrisas. Pero no.

Desde el punto mas alto del barco, la distancia al horizonte visible

es de unas 9,4 millas nauticas (unos 16 km), pero es muy dificil

descifrar en donde el hielo esta mas concentrado por la perspectiva, que

es muy al ras del mar. Nuestra tarea era encontrar desde unos 700 metros

de altura, cual era el lugar mas despejado de hielo, tomar las

coordenadas en el gps y pasarselas al puente para que ponga rumbo hacia

ahi…. y asi se hizo.

Llegamos a la boca del fiordo en unos 20 minutos, y desde esa altura

el hielo y los tempanos flotando parecian fideos flotando en una sopa,

habia partes de la sopa sin fideos y esas fueron las coordenadas que

anotamos. Pero cuando bajamos a unos 10 metros del agua el panorama

cambio, y habia tempanos de unos 30 metros de altura y 50 de largo.

Hughie amago a aterrizar (seria “hielizar”?) en uno y me dijo que se

termino el viaje porque nos quedamos sin motor…por suerte fue su

sentido del humor escoces.

Hicimos el trecho de vuelta al ras del mar y esquivando hielos,

inolvidable.

Es inexplicable la belleza de estos lugares, montagnas rocosas

aisladas unas de otras por glaci ares, y esas lenguas de hielo

extendiendose hasta lamer el mar. Y el mar, otro espectaculo, sembrado

de trozos de hielo de todas formas y tamagnos, a veces caprichosos.

Y tambien hay vida !…hemos visto ballenas, focas, osos

polares…estos ultimos dependen mucho de los campos de hielo macizo que

se extienden por el mar, es su habitat, el lugar donde consiguen su

alimento. Desafortunadamente ese habitat del que dependen para

sobrevivir corre peligro debido al cambio climatico provocado por las

emisiones de gases de efecto invernadero. Por quemar petroleo, hablando

en criollo. El hielo, segun varios estudios cientificos, se derrite y

mas rapido de lo que parecia hasta ahora.

Desde hace mas de un siglo, todo el progreso economico y

absolutamente todos los bienes que consumimos a diario -inclusive la

comida- dependen casi exclusivamente de la quema de hidrocarburos, ya

sea carbon, petroleo o en ultima instancia gas natural. Los gobiernos de

los paises industrializados y especialmente el de los Estados Unidos de

Norteamerica -primer productor mundial de gases de efecto invernadero

con el 30% mundial- se niegan a hacer un corte en las emisiones y a

poner un rumbo nuevo en la forma de obtener la energia para la sociedad

entera.

Algunos numeros para pensar que encontre en el libro de Jeremy

Rifkin, “La economia del hidrogeno”:

Estados Unidos acoge a un 5% de la poblacion mundial, pero consume el

25% de la energia, y emite el 30% del total de gases de efecto

invernadero del planeta.

En la actualidad hay 520 millones de automoviles en el mundo, de

ellos, 132 millones se hallan en los Estados Unidos, cuyo parque movil

incluye 1,9 millones de camiones, 715000 autobuses y 21000 locomotoras.

Cada ciudadano estadounidense emite alrededor de 6 toneladas de gases

de efecto invernadero por agno (unos 6800 kilos de carbono)

Una persona trabajando 24 horas produce 160 kilocalorias de energia.

Si traducimos a eso la cantidad de energia que usa el norteamericano

promedio, resulta ser que cada ciudadano precisaria 58 esclavos

energeticos trabajando 24 horas al dia los 365 dias del agno. Y para que

esto se pudiera llevar a cabo, harian falta 3 veces mas personas que las

que hay actualmente en el mundo

– Freddy

We Need Your Voice. Join Us!

Want to learn more about tax-deductible giving, donating stock and estate planning?

Visit Greenpeace Fund, a nonprofit, 501(c)(3) charitable entity created to increase public awareness and understanding of environmental issues through research, the media and educational programs.