• Gobierno debe incluir a la sociedad civil y a especialistas en en la atención de este problema

Monterrey, Nuevo Léon.- La reciente alerta ambiental decretada en Monterrey evidencia la necesidad de tomar acciones contundentes para atender la mala calidad del aire que coloca a la ciudad como una de las más contaminadas del país, en lo que a material particulado se refiere, por encima de Guadalajara y la Ciudad de México, señalaron Greenpeace y el Observatorio de la Calidad del Aire (OCCAMM).

En lo que va del año se han emitido 2 alertas de mala calidad del aire en Monterrey; en el 2018, 204 días del año superaron los límites máximos de contaminantes en el aire establecidos en las normas ambientales, de acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Sustentable de Nuevo León (1) lo cual pone en riesgo la salud de la población que está expuesta a altos niveles de concentración de contaminantes, como PM2.5 y PM10. De acuerdo con el reporte No Apto Para Pulmones Pequeños, Diagnóstico de Calidad del Aire y el Derecho de Niñas, Niños y Adolescentes al Aire Limpio, el estado de Nuevo León es uno de los que cuenta con mayores promedios de días de hospitalización en pacientes de 0 a 4 años de edad por asma (2).

Las organizaciones apuntaron que el estado debe enfocarse prioritariamente en el transporte, las fuentes de área y fuentes fijas. Para ello es necesario detener el crecimiento horizontal del área metropolitana privilegiando la proximidad y aumentando la densidad poblacional, creando cinturones de Áreas Naturales Protegidas. El estado debe transformar la manera en que la ciudad se mueve, que hasta ahora privilegia al automóvil como alternativa para hacer los trayectos dentro de la capital.

En octubre de 2018, Greenpeace midió el nivel de exposición a contaminantes en diferentes modalidades de transporte: bicicleta, peatonal, automóvil y transporte público, siendo éste último el que presentó las concentraciones de PM2.5 más altas de las 4 modalidades.

Por lo anterior, Greenpeace y el OCCAMM hicieron un llamado al gobierno de Nuevo León , para que tome las medidas necesarias para eficientar el transporte público, incrementando la inversión en este rubro para tener sistemas de transporte eficientes y de calidad, que contribuyan a mejorar la calidad del aire en la capital del estado, así como infraestructura para transporte no motorizado suficiente, que garantice la seguridad de las personas que opten por esta alternativa de transporte, proceso en el que es imprescindible darle cabida a la sociedad civil y especialistas para construir las estrategias en el tema.

De igual manera es imprescindible tener normas estrictas con límites a la emisión de contaminantes que ponga como prioridad la salud de las personas, antes que cualquier otro interés y que obliguen a todos los emisores a buscar alternativas menos contaminantes con el fin de que disminuya el riesgo a la salud que actualmente vive la población de Monterrey.

 

Imagen de la contaminación en Monterrey, considerada una de las ciudades más contaminadas del país. © Imagen tomada de sopitas.com

Notas:

(1) Reporte de Calidad del Aire y Meteorología del Área Metropolitana de Monterrey, Secretaría de Desarrollo Sustentable, Nuevo León, Diciembre 2018. Disponible en http://aire.nl.gob.mx/docs/reportes/mensuales/12_Reporte_Diciembre_2018.pdf

(2) No Apto Para Pulmones Pequeños, Diagnóstico de Calidad del Aire y el Derecho de Niñas, Niños y Adolescentes al Aire Limpio; Greenpeace México, REDIM México, 2018. Disponible en https://www.greenpeace.org/archive-mexico/Global/mexico/Docs/2018/Revoluci%C3%B3n%20Urbana/No_apto_para_pulmones_pequen%CC%83osok3.pdf