Want to do more?
#ConsumoResponsable Consume menos, consume mejor

Hoy tenemos la oportunidad de hacer frente a esta crisis y reinventar nuestro estilo de vida y el modelo actual de consumo masivo hacia uno…

Participa ×

El 16 de junio se celebra el Día Mundial del Refill, o de rellenar o usar envases reutilizables. Se trata de una campaña a nivel global que busca generar conciencia sobre la importancia de impulsar los reutilizables frente a los productos desechables (o de un solo uso). Lo anterior previene la contaminación plástica y ayuda a proteger los ecosistemas, al evitar generar residuos.

Este 2021, la campaña busca impulsar de nuevo a los reutilizables luego de más de un año de pandemia donde sectores, como la misma industria del plástico, han impulsado la vuelta a los desechables por su supuesta higiene y papel en evitar contagios. Como resultado de esta desinformación, en los últimos meses vimos cafés que dejaron de dar tazas de loza o de servir la bebida en tu termo personal y volvieron a los vasos desechables; comercios y supermercados que volvieron a dar bolsas plásticas aunque estuvieran prohibidas por ley; o restaurantes que usaron cientos de empaques y contenedores desechables para vender alimentos para llevar. En Greenpeace compartimos durante este tiempo que los reutilizables son perfectamente seguros si los lavamos adecuadamente, mientras que los plásticos de un solo uso no son más seguros que las opciones reutilizables ya que el SARS-COV-2 puede permanecer contagioso por varios días en superficies plásticas y también tendrían que lavarse (vean esta declaración de expertos internacionales, como virólogos y epidemiólogos, que sostienen estos argumentos), por lo que no hay realmente necesidad de usar plásticos de un solo uso.

Además de esto, los beneficios de los reutilizables para el medio ambiente son enormes, por ejemplo, de acuerdo a Oceana aumentar en tan solo 10% la cuota en el mercado de botellas retornables para bebidas, es decir reutilizables, en los países costeros en lugar de usar botellas PET desechables, significaría una reducción del 22% en la contaminación marina por estos envases. En otras palabras, se evitaría que entre 4 mil 500 y 7 mil 600 millones de botellas PET acabaran en el océano.

Por tanto, en el Día Mundial del Refill queremos incentivar a las personas a optar por los reutilizables a través de pequeños cambios en sus hábitos del día a día y reducir así su consumo de artículos desechables. Hay muchas opciones allá afuera y con nuestro ejemplo podemos motivar a otras personas, incluso a los comercios, restaurantes y demás empresas donde compramos a hacer el cambio a favor de la reutilización. Aquí algunos tips.

Consume local. Al consumir local no solo apoyas a las familias, productores y emprendedores de tu ciudad, sino que también es más fácil encontrar opciones a granel para rellenar tus propios envases o libres de empaque. 

  1. Existen muchas iniciativas de consumo responsable o alternativo, como mercados de productores, cooperativas de consumo y tianguis agroecológicos, donde puedes encontrar alimentos ecológicos, frescos, locales y saludables a granel, así como productos cosméticos naturales libres de empaque, entre otros productos.  La siguiente imagen, de María Sativa en la Feria de Productores de Guadalajara, muestra un puesto de cosméticos sólidos, como jabones, que puedes comprar y guardar en tus propias bolsas reutilizables.

La siguiente imagen muestra un dispensador de aceite de oliva, donde puedes rellenar tus envases o botellas reutilizables en el Chapala Lake Farmers Market, en Jalisco.

Otras iniciativas, como la Cooperativa Despensa Solidaria en la CDMX están implementando programas pilotos para reducir empaques desechables, por ejemplo mediante el uso de bolsas reutilizables que los consumidores retornan en el mismo momento de la entrega de su canasta de alimentos o pagan un pequeño importe reembolsable y la entregan en su siguiente pedido. Lo anterior reduce el uso de bolsas desechables de plástico o papel. Conoce más iniciativas como éstas en tu ciudad visitando nuestro directorio de consumo responsable. 

Foto tomada de la cuenta de Instagram de la Cooperativa Despensa Solidaria

2. Visita alguna tienda de venta a granel o cero residuos o prueba algún emprendimiento local de refill o reutilización.

En nuestro directorio de consumo responsable podrás encontrar opciones de este tipo, se trata de tiendas donde venden alimentos y otros productos a granel, como líquidos de limpieza, alimentos para mascotas o productos de aseo personal, que puedes llevar rellenando tus propios frascos, toppers o bolsas reutilizables. También aquí puedes hallar productos reutilizables como termos, bolsas, recipientes, estropajos, etc. si no tienes opciones en casa.

@ Greenpeace / Emanuel Büchler
@ Greenpeace / Wendy Wu

También hay otros proyectos basados en el refill o la reutilización de envases, tal es el caso de Refillea, una tienda en línea que te lleva a la puerta de tu casa opciones a granel para rellenar tus envases. 

Foto tomada de la página web de Refillea 

3. Consume en restaurantes y comercios locales y lleva tus propios termos y vasos reutilizables para bebidas y tus propios recipientes para tus alimentos.

Cuando tengas ganas de un café o alguna otra bebida o alimento, prueba siempre llevar tus recipientes y envases reutilizables y pide al comercio que te sirva en ellos. Muchos sitios están muy abiertos a servirte en tus contenedores, agradece su apertura y conciencia ambiental con tu preferencia. Debido a la pandemia, muchos negocios se están negando a recibir recipientes reusables pero puedes platicarles sobre los beneficios ambientales y para la salud de dejar de usar desechables. Mira este blog donde hablamos de las opciones que tienen comercios y restaurantes para transitar a los reutilizables en el marco de las prohibiciones de plásticos en la CDMX. Entre más personas consumidoras seamos demandando estos cambios, incluso apoyados en muchos estados por las prohibiciones locales de plásticos, más pronto veremos en nuestras ciudades alternativas más sostenibles para comprar nuestra comida.

Con estos cambios personales, estaremos al mismo tiempo mandando un mensaje claro y contundente a las empresas y los gobiernos para que transformen su modelo actual de distribución de productos, basado en el uso de desechables, como plásticos, cartón, papel, etc., y avancen hacia sistemas reutilizables. Recuerda que nuestras decisiones de consumo son un voto por el tipo de sociedad y economía que queremos ver en el mundo, una más verde y socialmente justa.

Súmate para pedir mejores opciones que no dañen al planeta: